glintt-espana

Glintt consolida su facturación en 2020, que asciende a 91,6 millones de euros

En el contexto de la crisis de la pandemia del Covid-19, Glintt ajustó sus operaciones para garantizar a sus clientes el servicio y soporte de calidad que son su referencia, revisando procesos y ajustando su oferta a la nueva demanda y prioridades de los clientes.

Glintt (Global Intelligent Technologies), multinacional portuguesa especializada en servicios tecnológicos en el área de la Salud, presenta al mercado sus resultados del pasado año. En 2020, la facturación consolidada de Glintt ascendió a 91,6 millones de euros, lo que supone un descenso del 0,7% si lo comparamos con los 92,3 millones de euros en el mismo periodo de 2019. Este descenso se debe en gran medida al impacto de las medidas restrictivas de la actividad empresarial tras la crisis de la pandemia de COVID-19.

En cuanto a la composición del volumen de negocio, hubo una evolución favorable del 4,5% en los servicios prestados. Esta pandemia exigía de todo y de todos una aceleración y readaptación diarias. La necesidad de responder a los problemas de una manera aún más centrada y rápida supuso que todo el equipo de Glintt reajustara su forma de trabajar.

A principios de febrero de 2020, Glintt puso en marcha un plan de medidas y buenas prácticas en línea con las recomendaciones oficiales y de la OMS para salvaguardar la salud y el bienestar de todos sus empleados y sus familias. Este plan incluía, y sigue incluyendo, la adopción del teletrabajo por parte de sus empleados sin interrupción ni disminución de la calidad de los servicios prestados. Los equipos que podían trabajar a distancia, más del 90% de los 1.100 trabajadores, lo hicieron y seguirán en este régimen, ya que Glintt seguirá favoreciendo el trabajo a distancia. La compañía mantiene una estricta planificación de sus operaciones que garantiza su continuidad maximizando el uso del teletrabajo y preservando la capacidad de intervención de los equipos operativos para situaciones críticas que permanecen disponibles las 24 horas del día.

La empresa reforzó su compromiso con sus valores corporativos y creció en las líneas de oferta y en la calidad y relevancia del servicio, dando prioridad al sector sanitario y a los clientes que operan en los sectores más críticos de nuestra sociedad, reforzando sus competencias en tecnologías emergentes para la digitalización de los modelos de negocio. También reforzó su red de socios y siguió desarrollando su cantera de talentos, lo que refleja su continua inversión en sus empleados y se hizo todo lo posible para minimizar el impacto de la pandemia en sus clientes, de modo que pudieran continuar su actividad con la menor interrupción posible. Se consolidó una dinámica de innovación y respuesta en tiempo récord, con el compromiso y la dedicación de todos: clientes, socios y empleados.

Así, a pesar de la crisis pandémica, Glintt consiguió durante el ejercicio de 2020 crecer en resultados netos, en margen de EBITDA y en rentabilidad operativa, logrando una mayor eficiencia operativa. En el ejercicio 2020, la compañía ha obtenido un EBITDA de 12,8 millones de euros, con un crecimiento de aproximadamente 830 mil euros, lo que supone un incremento de la rentabilidad operativa del 6,9%, respecto al mismo periodo del año anterior (el margen de EBITDA pasa del 13,0% en 2019 al 14,0% en 2020). En cuanto a los Resultados Netos, estos ascendieron a 1.262 miles de euros, lo que supone un crecimiento del 3,4% respecto al mismo periodo de 2019.

“En un año de pandemia, Glintt nunca se detuvo, ¡no podíamos ni queríamos!”, dice la Junta Directiva de Glintt.

En abril, Glintt desarrolló, junto con la Asociación Portuguesa de Administradores de Hospitales (APAH) y en colaboración con la Organización Mundial de la Salud (OMS), una herramienta gráfica -Herramienta de apoyo a la planificación ADAPTT – que permite a los expertos en planificación sanitaria y a los responsables políticos de varios países introducir sus datos epidemiológicos y variar los escenarios de mitigación mediante el modelo epidemiológico ilustrativo de la herramienta. La ADAPTT permite la introducción de prácticas y actividades hospitalarias, así como la capacidad de diferentes tipos de camas y recursos humanos.

En octubre lanzó la marca Nexllence, una unidad de negocio enfocada en entregar capacidad tecnológica para acelerar la transformación digital de las grandes organizaciones.

Nexllence es una apuesta fuerte de Glintt como centro de competencias y experiencia, capaz de atraer talento para áreas de innovación, y transformar ese talento en valor añadido para sus clientes.

En 2020, Glintt siguió centrándose en su estrategia nacional e internacional de crecimiento inorgánico. La estrategia internacional tenía y sigue teniendo un enfoque especial en España, una geografía en la que la empresa ha estado invirtiendo en una mayor cobertura ibérica.

Estas son las acciones que han formado parte del plan estratégico de consolidación y reorientación de Glintt en los últimos años y que mejor retratan el valor que la empresa genera y es capaz de entregar.

Para el Comité Ejecutivo de Glintt “este es nuestro camino para seguir aumentando el valor que ofrecemos a nuestros clientes, empleados y socios, y también a nuestros accionistas. Y por ello, a todos ellos, muchas gracias. La resiliencia fue y sigue siendo nuestra consigna, en un 2020 que quedará marcado para siempre como el año de la pandemia de COVID-19”.

En este contexto, Glintt mantiene una firme creencia en la estrategia que se ha seguido con éxito y que se ajustó teniendo en cuenta los impactos de la actual crisis pandémica.

Fuente: IM Médico