modernizacion-digitalizacion-farmacias-espanolas

Las claves de la modernización y digitalización de los espacios físicos de las Farmacias españolas

Las Farmacias han sido fundamentales durante la pandemia del COVID19, tanto a la hora de administrar medicamentos y mascarillas, como de ejercer de puntos de realización de tests y de información para los protocolos de actuación.

Las Farmacias ya son establecimientos omnicanal y están apostando por una renovación integral de su diseño. Esta evolución, de botica a Farmacia del s.XXI, se ha producido especialmente en los últimos años, donde ha sido necesaria una total modernización, tanto de la gestión como de los servicios que ofrecen las Farmacias, lo que se ha traducido en una nueva forma de organizarse físicamente, de presentar sus productos, los nuevos y los tradicionales, y, en definitiva, adaptarse a los tiempos que corren.

Concep· by Glintt, como expertos en el rediseño de Farmacias y que ahora está integrada en Glintt, líder en consultoría y servicios tecnológicos en salud con más de 20 años de experiencia, plantea los principales puntos para la transformación de los espacios de las farmacias españolas:

Las Farmacias son más que medicamentos

En la actualidad, en las Farmacias no se venden únicamente medicamentos. Podemos encontrar todo tipo de productos relacionados con el bienestar y la salud y muchas de ellas amplían sus servicios a la ortopedia y la cosmética. Esto no sólo obliga a un cambio en la gestión, con nuevos proveedores y ciclos de venta, sino que también es necesario tenerlos en cuenta a la hora de diseñar los espacios interiores de la propia Farmacia.

Hay que crear nuevos espacios propios para estos productos, lineales de productos, organizar temáticamente la Farmacia para crear puntos de venta atractivos para el consumidor. Además, llegado el caso es incluso necesario crear un punto de “probador” para algunos de estos productos, como el de la cosmética, ya que también es posible diseñar acciones dinamizadoras con clases para clientes y presentaciones de productos para darlos a conocer entre los consumidores.

Las Farmacias han visto ampliados los servicios que ofrecen hoy en día, se han tenido que adaptar a las necesidades de los clientes, y esto tiene su reflejo físico en su disposición y organización.

Un estilo marcado es un estilo personal

Los comercios y las empresas cada vez comunican más a través de sus locales. Estos hacen muchas veces de carta de presentación y son la imagen de la marca. Pese al auge cada vez mayor del comercio online, los espacios físicos siguen siendo de vital importancia para la prosperidad de un negocio. Si quieren continuar evolucionando, las farmacias deben adaptarse a los tiempos que corren y transformarse físicamente, ajustándose no sólo a las necesidades del momento, sino a sus gustos.

Unos colores determinados, una estética clara y unos elementos estratégicamente colocados pueden ayudar a crear una potente imagen de marca, basada en los gustos personales del dueño del establecimiento. La decoración puede ser un hecho diferenciador y no es un factor muy común en este sector, ya que la tendencia es seguir una estética aséptica, muy asociada al sector sanitario, más profesional. La libertad para la personalización de los espacios y la decoración puede ayudar a crear una visión particular de lo que debe ser una Farmacia, logrando un efecto diferenciador respecto a la competencia y la creación de ambientes más próximos y cercanos a los consumidores.

Crear una experiencia para los usuarios

Los usuarios están dejando de demandar productos y servicios y cada vez más quieren experiencias. Esto significa que no se conforman únicamente con obtener lo que desean de un establecimiento, sino que quieren que el proceso sea también satisfactorio: el trato que hayan recibido, la comodidad de la transacción, el servicio posventa, el aliciente para volver…

Todo esto se puede llevar al plano físico, ya que el cómo esté organizada una Farmacia y el cómo se relaciona el cliente con ella puede ser fundamental no sólo para realizar una venta en el momento, sino para que esa persona quiera volver en el futuro y continuar disfrutando del servicio. Espacios abiertos con los productos bien diferenciados y presentados, variedad de elección y calidad en la venta cruzada, ofreciendo productos relacionados para adquirirlos todos de una vez, asesoría por parte del farmacéutico que lo atiende, comodidad en el pago… Todo esto está intrínsecamente relacionado con el diseño interior de una Farmacia, con su mobiliario, sus estanterías y expositores. Todo, enfocado a mejorar la relación del cliente con el establecimiento y fidelizarlo.

La tecnología integrada en la Farmacia

La tecnología se puede integrar de varias maneras en una Farmacia, no sólo afectado a la gestión de la misma, sino a la misma estética y trato al cliente. Gestores de turnos para controlar mejor las colas y que nadie tenga que esperar innecesariamente, pantallas de publicidad con servicios y productos que pueden ir rotando dependiendo de la estacionalidad; barreras para evitar robos y mejorar la seguridad de los empleados… Todo esto son elementos tecnológicos que se incorporan en este sector para brindar una mejor experiencia del cliente.

Para encontrar el estilo propio y modernizar físicamente a las farmacias, Concep· by Glintt lleva a cabo un procedimiento de trabajo y asesoría basado en el diagnóstico de la situación para elaborar un plan de acción que transforme el espacio según el plan de inversión. Cada paso va de la mano del farmacéutico y su equipo para asegurar que el resultado es el óptimo y que se ajusta a sus necesidades.

Fuente: Farmanatur